Mi corazón trazado en tinta... Las mejores entradas de Presentimientos

martes, 3 de octubre de 2017

💖Nunca te prometí fidelidad - Capítulo 7

     


      Después de dos días internada, el dolor en mi cintura había cedido gracias al medicamento que religiosamente me suministraban, pero aún continuaba sin mover las piernas, en las pruebas diagnósticas no aparecía ninguna causa física…Así que fui dada de alta, el doctor hablaba con frialdad, como si se tratara de un resfriado, ya sabes, hay médicos así.

-Todo indica que el problema está aquí-continuó el Doctor tocándose la sien. Te mandaré a psicoterapia, es lo único que podemos hacer.

-Y ¿Qué sucederá conmigo? ¿Qué será de mí? No podré trabajar.

-María, se te dará una incapacidad mientras logras recuperarte, físicamente estas bien ¡No hay nada que te impida caminar…!! ¿Has vivido los últimos meses con mucha carga de estrés…?   “años” Pensé…Ese pensamiento quedó en mi mente, cuando me di cuenta el Doctor entregaba   a mi hermano algunas recetas médicas para perderse después en el pasillo.

      Al llegar a casa, mientras mi hermano José Luís me acomodaba en mi recamara recordé a mi padre.

-Hermano, creo que es momento de decirle a mamá lo que está ocurriendo, necesitaré de ella para que me cubra y papá no se entere de lo que estoy pasando. Por favor, anda con ella, sin preocuparla y la traes a conmigo.

Mi hermano, tan cariñoso y fiel como siempre antes de irse me dijo:

-Te llevaré a la mejor clínica hermana, veremos otras opiniones, no desesperes.

      Christian había cambiado mucho su trato para conmigo, se mostraba dulce y solícito. Parecía que el hombre del que me había enamorado había regresado y ese día estaba en la puerta trayendo consigo una charola con el desayuno. Recordé en el pasado cuando después de que hacíamos el amor saltaba de la cama para prepararme algo de comer. Había sido todo tan romántico, no quise levantar la mirada al verlo llegar porque tenía miedo de ver en sus ojos un destello de lastima. Fue él quien se sentó a mi lado para acompañarme.

-Recuerdo cuando te viniste a vivir conmigo, no quería dejar de hacerte el amor, no podía creer que me hubieras elegido a mi…Cuando Antonio tenía tanto tiempo pidiéndote una oportunidad.

 No le contesté…Empecé a comer, aunque la comida se veía rica en mis labios había un agrio sabor.

- ¿Recuerdas el Cinema Curto? No, no creo, te llevo 8 años…Yo tenía 16…En ese entonces tú tendrías apenas 8 años. Bueno pues era un Cinema para películas de adultos, ya sabes como soy, me hice amigo del taquillero y me dejaba entrar…Cuando veía esas mujeres tan ardientes con esos cuerpos tan hermosos en mi mente soñaba con encontrar una mujer así y aquél verano, cuando te conocí supe que eras tú, por eso no podía dejarte ir. Eres tan ardiente, romántica y ese cuerpo.

Entonces comenté, al mismo tiempo que me arrepentía de haber hablado.

-Pero hay cosas de mi forma de ser que no te gustan.

      Dicen que el silencio dice más que mil palabras y en esos momentos lo comprobé, aunque traté de salvar el momento con la poca dignidad que me quedaba.

-No te preocupes a mí también hay cosas de ti que no me agradan.

-Perdóname mi amor, debes tener tranquilidad y mira cómo te pongo…saldré un momento-Y se marchó. Aunque ya hacía mucho tiempo que nuestras almas se habían despedido.

         Mi madre llegó al día siguiente, ¿sabes? Ella siempre fue muy dura conmigo, pero nunca la juzgué, la amo, siempre la amaré, fue abandonada por el único hombre que amó dejándola embarazada, a su suerte, señalada por sus hermanos como una mala esposa que encima no había sabido “elegir” un buen marido. No, jamás la juzgaría…ese día no llegó consolándome, tampoco lloramos juntas tomadas de la mano, simplemente se paró frente a mí y me dijo:

 ESTO QUE TIENES PASARÁ.COMO PASA TODO EN LA VIDA…Y DIOS SABE PORQUÉ.

      Después de eso se puso a limpiar como si nada estuviera ocurriéndome. Si, así era mi madre. Diariamente iba a conmigo, para ayudarme a bañar y mantener limpia la casa.

     Al décimo día recibí la visita de una amiga, la hermana Río, una amiga muy entrañable que había conocido hacía tiempo mientras daba pláticas bíblicas en el Santuario del pueblo. Hizo una oración por mi sanación y después, antes de marcharse me dijo:

Necesitas olvidar, escribe, lo que tú quieras, pero escribe, tú coraje, tú dolor, tú eres la única que puede sanarte…escribe…eso te ayudará, hazlo.

       Sin embargo, yo ya me había derrotado, me rehusaba a usar la silla de ruedas, a solas, a escondidas de mi madre lloraba y tenía pequeñas pero profundas crisis de desolación.

    Al día siguiente de la visita de la hermana Río mi madre llegó directamente a mi cama y empezó a hablar.

-Creo que ya es momento de que despiertes hija.
-No comprendo
-Lo entenderás…   ¿Recuerdas a Natalia, tú compañera de estudio? Hubo un concurso de poesía, tú le diste la idea, le ayudaste a escribirlo, le dijiste como vestir…ella nunca te dio el crédito, te robó tu poema...En ese concurso Natalia ganó el primer lugar tú en cambio nada…Nunca se lo reprochaste, pero ese día llegaste a casa llorando, dolida. Entonces te dije DIOS SABE PORQUÉ…No lo comprendiste, hasta tiempo después cuando ella falleció trágicamente, te dije en aquel momento, “ella te robo un triunfo, pero esa felicidad al ganar ese trofeo fue lo único que se llevó, en cambio, tú estás aquí, viva, has sido premiada con menciones honorificas por tus poemas, has dado tus recitales…”   Ahora te digo lo mismo, si no puedes caminar DIOS SABE PORQUE, no me mires así, ahorita no lo comprenderás sino después.

-La hermana Río me dijo que escribiera
-Pues hazlo, esa mujer es un ángel, sabe porque te lo dice-y diciendo esto mi madre corrió a por mí poemario y lo puso sobre mis piernas.

Lo abrí, pero de pronto a mi mente llegaron tantos recuerdos de desamor.

-Que sucede hija?
-No puedo mamá…nunca más escribiré sobre el amor. Nunca más.

     De pronto en medio de esos recuerdos, de esa oscuridad, llegaron a mi mente los rostros de mis pequeños alumnos, sonrientes, sus risas frescas como el canto de las aves y me llegó una pequeña idea. Cuentos. Escribiría cuentos.

-Mamá necesito papel, lápices, mantas…en el estudio tengo hojas blancas. ¿Podrías traerme eso madre?
-Si hija, claro.

      Movida por una gran inspiración empecé a recordar mi infancia en el rancho, al lado de mi abuela, corriendo entre los algodonales, trepando a los árboles para ver los nidos de las aves…y a mi mente llegó la idea…Si, llegó…ese personaje, un hermoso pajarito azul, de brillante plumaje. Poco a poco lo fui plasmando en hojas y después en lienzos…Escribía mucho…cuentos, libros de apoyo…poemas infantiles…comía muy poco, porque no quería perder el tiempo, escribía con pasión cada idea que llegaba a mi mente… fueron días colmados de iluminación.
     Después de ese suceso, ocurrió el milagro. Empecé a mover poco a poco mis pies, paso a paso…Había algo de dolor, pero una fe inusitada me invadía. No sólo fueron mis piernas las que despertaron de ese adormecimiento, sino mi alma, que en una bella alegoría extendía sus alas devolviéndome el amor a la vida.







     Cuando te enamoras nunca sabes hasta donde pueda llevarte ese amor, deshojas tu corazón, capa a capa y cuando el amor es correspondido llena de resplandor el alma, te sientes plena, puedes encarar al mundo, estás... enamorada,pero no siempre es así, a veces, ese amor te deja varada, vulnerable, frágil, naufragando en la nada.

      Dicen que la fe mueve montañas..? yo digo que la fe fortalece el alma.







El nombre verdadero de la hermana Río no puedo revelarlo por respeto a su vida y a la orden religiosa a la que pertenece.


10 comentarios:

  1. Poco se puede decir, de una tragedia surge una profesión, de una convalecencia surge una idea que lleva el bien a pequeños de tu entorno. Besitos desde Bilbao.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola querido Manu,increíble verdad? Que de un momento tan oscuro surgiera algo tan bello como son los cuentos y todo lo que hasta hoy me inspiran los niños...Pero así es, a veces, del más grande dolor puede surgir tu mejor poema o canción,no debería ser así,pero a veces, hay a quienes la vida nos lleva por ahí...Muchas gracias por llegar a nuestra cita.....Un gran abrazo y miles de besitos mi chico de Bilbao...!!!
      😘😘😘

      Eliminar
  2. Hola María, tengo un amigo también mexicano que dice que escribir es como respirar. Y en realidad eso es lo que te pasó a ti y en buena medida te sigue pasando. En aquel momento te sirvió para superar un duelo amoroso, que es un duelo tan doloroso como el de una pérdida física real y en estos momentos, te sigue sirviendo para dar luz a estos textos tan personales, que desde luego te hacen una persona muy genuina. Para mi la fe es la ilusión por crear y cumplir un propósito o un proyecto, en definitiva tener una ilusión ya sea amorosa, artística o de cualquier otro orden, es lo que da sentido a la vida.
    Un beso y muy feliz día.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola querido Miguel,tu amigo tiene razón,escribir es como respirar,la primera vez que escribí un relato, no me percaté que desnudaba mi vida sin embargo fue una catarsis, ahora que ha pasado el tiempo puedo recordar todo, pero sin aquel dolor de cuando lo escribí por primera vez...La fe en mi cobra un papel determinante en todo lo que hago y por donde me conduzco y como bien dices,siempre parte de una ilusión...Miles de gracias por acudir a nuestra cita y por darle ese cálido brillo a mis Presentimientos con la fuerza indeleble de tu firma y presencia...Miles de besos y feliz noche por allá...!!!
      👾😘👾😘👾

      Eliminar
  3. Hermanita, qué puedo decirte? Es la historia más bella que he leído y lo es porque es real, es tuya y es un fragmento de tu corazón. Sabes? Siempre recuerdo esos momentos de tanta preparación y sueños para sacar adelante tu carrera como cantante y a pesar de no haber concluido como deseabas, solo te diré que toda canción es un poema y tus versos y letras componiendo historias tan mágicas y maravillosas son bellas melodías que contemplo y disfruto con mis ojos.
    Te quiero mucho Maria del Socorro Duarte, eres una mujer muy fuerte, dulce, gentil y valiente.
    Dios te bendiga!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola querida Pia,tienes razón,tuve tanta ilusión con mi carrera de cantante,no pudo ser...como decía mamá,por algo será verdad? Gracias por dejarme ese comentario tan bello que es como una caricia a mis letras...Yo también te quiero mucho hermanita...Besitos miles y que Dios te bendiga hermosaaaaa....!!!
      😘😘😘🌹🌷🌻👗💄👢👢👜

      Eliminar
  4. Hola María,
    Bellísima historia cargada de esperanza y fortaleza. Salir de una situación difícil necesita de muchos apoyos, de muchos consejos pero sobre todo necesita de una gran dosis de amor y de pasión. Amor y pasión por algo que nos haga olvidarnos de nosotros mismos y nos enfoque hacia el lugar donde encontramos la inspiración.
    Realmente María, estabas rodeada de amor (hermano, madre, amigas..) todo ese circulo mágico que consigue el milagro de valorarte y volver a escribir. Precioso.
    Un gran abrazo linda amiga y feliz semana.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola querida Xus...Efectivamente el amor de mi familia me ha llevado hasta donde estoy...Por ello es que nunca me he permitido que sepan si sufro o si lloro,me queda claro que debo cuidar de sus corazones,hubo dolor,pero ya fue...Soy afortunada sin duda alguna...Así como soy afortunada de haberte encontrado mi musa viajera,te mando besitos y un mega abrazo preciosaaaaaa...!!!
      😘😘😘👧👧👑🌻🌹🌷

      Eliminar
  5. Querida María, después de la tragedia..de no poder caminar, de sentir dolor en tu cuerpo aunque el malestar estaba pasando ...no había solución! el doctor no decía alguna solución para sanarte y te decía que todo estaba bien pero nada estaba bien! porque tú no podías caminar ,no podías mover tus piernas
    después de toda esa tragedia sucede que empiezas a escribir y te empiezan a salir tantas ideas ..te sentías tan inspirada y yo creo que fue el amor de tu madre que aunque era dura te amaba y de tu hermano ...que de pronto al escribir recordaste cosas hermosas y viste nuevamente una luz en la vida..
    en esta hermosa historia demuestras como después de haber caído uno se puede volver a levantar y estar más fuerte que nunca ..besitos hermosa hermanita me encantó tu historia te quiero un montón muak muak

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola querida Liliana...Como siempre qué fiesta tenerte a mi lado hermanita....Efectivamente mi madre me amaba y mi hermano también...Después de haberme dado de alta me hice más estudios clínicos y parece ser que el nivel de estrés llegó a su máximo nivel y fue esa la causa de que no podía caminar,debido a que era emocional no se veía reflejado en las radiografías,por ello el médico decía que yo no tenía nada,físicamente estaba en lo correcto,me quedó claro que el guardarse tantas cosas,el callar tanto puede llegar a causarte un gran daño,incluso irreversible...Una vez más mi fe y el amor de mi familia me ayudó a levantarme,gracias a Dios este episodio ya no volvió a repetirse...Y espero nunca más suceda...Miles de gracias hermosa,por la fidelidad a mis letras y a mi persona,te quiero un montón,besitos miles...!!!
      😘😘😘🌻🌹🌷🌼❤️💛💚

      Eliminar