Mi corazón trazado en tinta... Las mejores entradas de Presentimientos

martes, 24 de enero de 2017

💖Tu amor me causa dolor - Capítulo 2

        


       Ese día mi mañana debía de ser como todas mis mañanas…perfecta. El desayuno recién hecho, una mesa  adorable, el café listo, los portafolios listos para el trabajo.

       Mi abuela decía que amar era dar el todo, anteponer la felicidad del otro antes que la propia, que el verdadero amor no sabía de egoísmos. Cuando  me contaba lo mucho que ella y mi abuelo se habían amado y lo felices que habían sido, en mi interior  anhelaba tener una felicidad si no igual al menos parecida…amaba a mi esposo y quería verlo feliz aunque eso implicara aceptar sus desprecios y desamor. Repitiendo para mis adentros:

             “El verdadero amor lo perdona todo

     Aquella mañana mientras desayunábamos a mí mente había llegado la imagen de mi amigo Ricardo  y de manera instantánea se me había  escapado una sonrisa, detectada de inmediato por mí esposo.   Y como si no tuviera derecho a un poco de felicidad sin “su permiso” me había tomado del brazo lastimándome.

  “¿ESTO ES PARA TI UN DESAYUNO?...PORQUE EN LUGAR DE MANDARTE A ESTUDIAR TU MADRE NO TE ENSEÑÓ A COCINAR…? Qué? La niña sabelotodo no sabe guisar?”  Entonces empujó el comedor  tan fuerte que caí al piso por el impacto y el dolor, casi inmediatamente sentí sus brazos seguido por  el drástico cambio en su actitud.
“Chiquita, perdóname, sabes que te amo, pero…me desesperas, aunque sé que debo tenerte paciencia, perdóname”

       Apenas podía levantarme, no sólo por el golpe sino por la impresión, estaba asustada. Mi verdugo me levantaba, pidiéndome perdón con la mirada de un niño en sus verdes ojos, susurrándome al oído, diciéndome lo paciente que era conmigo, lo mucho que me amaba y yo… Le creía.


     Si, Julián era  un verdugo implacable. La comida debía estar no sólo deliciosa, sino caliente. Si el platillo se había enfriado lo arrojaba al piso...la ropa impecable, si acaso estaba  percudida o faltaba un botón a la camisa la rompía arrojándola a mi cara y si él lo consideraba, si un poco lo deseaba, podíamos estar en la cama. Ése era  su  reino, desde donde dominaba y edificaba su castillo y también desde donde se erigían  las murallas que aprisionaban el dulce y romántico corazón de un alma  soñadora que sólo buscaba ser feliz.







16 comentarios:

  1. Hola María, un relato sobrecogedor que lejos de perder actualidad por el paso del tiempo, viene perfectamente a la memoria para recordar que el machismo criminal se está cebando con las mujeres sin distinción de cultura o clases sociales. Una lacra que en España, México o Argentina además de en otros números países está partiendo a la sociedad en unos desgarradores sucesos.
    En tu relato el verdugo jugaba con las ilusiones de una mujer que sin duda obtendrían una respuesta que tú misma nos relataras.
    Besos, un gran abrazo y mi admiración por tu valentía de abrir tu interior al mundo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Así es Miguel,en el nombre de un supuesto amor se cometen tantas injusticias y se provoca tanto dolor...Como bien dices,el machismo en toda su magnitud jugando con las ilusiones y los sueños de jovencitas que sólo buscan amar y ser felices...Como siempre,gracias por acompañarme,como te dije alguna vez,el día que no llegues voy a ir a buscarte :))) Te mando abrazos y dulcísimo beso...!!! :) ♥

      Eliminar
  2. Maravillosa entrada que llega al alma gracias por traer estas aravillosa letra un abrazo y muchos aplausos desde el palco gracias feliz semana

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Siempre un placer mi querido Isidro....Recibo con toda humildad vuestros aplausos desde el escenario,abracitos y besitos...Infinitos...!!! :)

      Eliminar
  3. Querida Maria Del Socorro;

    Leo su producción... Algunas me parecen reales, biográficas. Otras me parecen productos de su creación. Espero que este relato sea ficticio. Espero aún. No se puede vivir de esta manera. Sentí gana de llamar los valientes que me daban protección en mi trabajo de desapropriador de tierras para reforma agraria y vayamos ahí, a México, en búsqueda de este Julián. Como mínimo, él quedaría con las camisas rutas y sin botones.

    Besos cariñosos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Olá querida Eugenio, gostaria de dizer-lhe toda a história é ficção, mas não é, é algo que eu vivi ... Eu estava tão apaixonada e tinha um equívoco de amor, talvez a minha juventude ou minhas convicções, eu não sei ... Felizmente eu Eu me libertei ... E que nem todas as mulheres conseguem fazê-lo, obrigado por ter vindo, é um sol, um pote de mel comigo ... obrigado, beijos intermináveis, também infinito...!!! :)

      Eliminar
  4. Eso no es amor, es egoísmo en estado puro. No entiendo ciertas actitudes de ciertas personas. No confundas el amor con el servilismo, amar a alguien no es ponerle un plato de sopa caliente en la mesa y el amor debe de ser correspondido si la otra persona no sabe respetar y corresponder lo mejor es abandonar. Un besote

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Así es mi Manu...En ese tiempo,en ese momento yo creía que era amor,yo si lo amaba,yo no necesitaba un plato caliente para sentirme amada,yo nunca pedí nada,sólo quería amor y hacía todo por lograr un poco de él...Desde dar todo sin esperar nada a cambio...Y lo único que tengo en mi defensa es mi juventud y una terrible ingenuidad,sin embargo,lo que viví como en todo, me ha hecho lo que soy...Gracias por llegar,te mando abrazos e infinitos besos...!!! :)

      Eliminar
  5. Enhorabuena por tu relato María del Socorro, en tan corto espacio reflejas a la perfección un universo muy real y próximo por tantas y tantas noticias que a diario vemos a nuestro alrededor. Desde luego sigo pensando que la educación es la única herramienta posible para cambiar esa realidad. Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Xus...Qué alegría recibirte en mis Presentimientos...Es la primera vez que contactamos y sin embargo siento que tenemos una gran empatía,que coincidimos en ideales,por supuesto la educación es el camino viable para la libertad de pensamiento,para que ya no permitamos verdugos que aprisionen nuestros sueños...Gracias por llegar,te mando desde mi desierto besitos y un gran abrazo linda...!!! :)

      Eliminar
  6. Me resulta un relato, donde logras mucho realismo, amiga.

    Abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola José...Gracias por tus palabras,por seguir acompañándome en este inmenso mar de G+...Te mando abracitos cargados de cariño..!!! :)

      Eliminar
  7. Es terrible este relato , pero
    resulta una dolorosa verdad , y se dice que para "muestra basta un boton" ...Cuidate mucho mi Niña
    un abrazo con cariño y besitosss..

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Raul...Si fueron tiempos difíciles,dolorosos...Pero ya pasados,ya liberados...Sin embargo tristemente hay muchas jovencitas que aún sufren por ello...Esperemos cada vez existan menos verdugos y más mujeres valientes para que este mundo sea cada vez más bello,equitativo y mejor...Gracias por tus palabras mi poeta,te mando abracitos y besitos llenos de cariño y admiración...!!! :)

      Eliminar